Un secreto

20 comentarios:

Mónica dijo...

supongo que el rechazo de los demás , así como el ayuno nuestro es algo que poder ofrecer al Señor junto con el pan y el vino .

Lorena. dijo...

Aquí una practica el ayuno de la cena, el eclesiástico...y encuentra fuertes resistencias interiores en el de pan y agua.
No consigo aguantar un día entero.

De todos modos modos, me han dicho quienes practican este tipo de ayuno(conozco a mucha gente que lo practica desde lo de Medjugorje especialmente), que existen panificadoras caseras, así como la thermomix,que a mí no me gusta usar, capaces de hacer un pan más a la antigua, o dicho de otro modo, más saciante, con el que si es posible aguantar.


No se, yo creo que es un tema de voluntad y parece que la mía anda algo floja. Más de dos comidas a pan y agua no las aguanto, ¡por la noche me comería un buey! O quizás tenga que ver, con que mi pan no lleva trigo, no puedo tomarlo, como sin gluten.Y la verdad es que llena mucho menos, toda la comida celiaca parece más "vacía", o al menos esa es mi impresión inicial ( solo hace unos meses que me la detectaron)

En fin, habrá que seguir probándolo hasta vencer y encontrar la fórmula que se me adapte,es tan sencillo como eso.
Quien de verdad quiere hacer algo, termina encontrando el modo de hacerlo, SIEMPRE.


....Pero me gustaría animaros, a mí también, al ayuno.Es cierto, lo que dice el Padre Fortea, comprobado. Eleva el espíritu, lo predispone a hacer mejor las cosas de Dios, completamente cierto.Algo cambia por dentro. Y, el de la cena, para empezar, es fácil,realmente fácil.No te das ni cuenta y ya estás en ello....feliz sábado a todos.

mrswells dijo...

Eso es lo que a mi me gusta, consejos practicos

Los secretos de 'belleza' del padre Fortea. Interior y exterior..

Ay cuanto me cuesta, el demonio me tiene un poco pillada por aqui: yo no me puedo ir a dar un paseo, a la hora de la cena: es mas he de quedarme horas delante de mis hijos y de sus cenas para que ellos se las coman (y no yo)...pero se intentara con el rezo

propongo firmemente

mrswells dijo...

Juana,
por el comment de ayer. No dije que no tuviera que ver psiquiatria y presbiteros pero esta trasciende a aquella, queria decirles a estos que no se quedaran en aquella.

Enferma antes el alma que el cuerpo. Si. Y a veces tanto enferma el alma de un golpe que el cuerpo cae fulminado con ella..@se le cayo el alma a los pies' decimos los espagnoles..

A mi una vez yo creo que se me cayo el alma (y el cuerpo a la vez, ahi esta Monivca para cerciorarlo), pero eso ya es agua pasada Gracias a Dios, Jesus vino a rescatarnos. Ahora el tema es cómo responder a su llamada: la Vida.
El pater da consejos practicos

Eduardo dijo...

Padre José Antonio y amigos del “blogs” esas formas de ayuno son muy ricas para el espíritu, y la finalidad es mortificar la carne, a mí me ha resultado muy bien el ayuno que nos habla Isaías en el capítulo 58, para poder lograrlo se necesita primero que todo, aceptar nuestra incapacidad para caminar solos por éste mundo, requisitos, reconocer la necesidad de Dios, segundo pedir el auxilio del Señor, tercero un gran deseo de cambio, cuarto querer hacer la voluntad de Dios, en resumen ser humildes, luego dejarse amar por Dios y después veremos los frutos, amaremos a nuestros hermanos. Ese ayuno se refuerza con los que el padre ha mencionado. Resultado final un hombre o mujer que cumplen guiados por el Espíritu Santo, el primer mandamiento de la ley de Dios, el segundo, tercero, cuarto, de ahí en adelante los demás son añadiduras.

Dios les bendiga

Mónica dijo...

el secreto de Jesús fueron sus cuarenta días en el desierto y su encuentro con el diablo , este episodio solamente Jesús lo pudo narrar a sus discípulos pues en el desierto estaba ély el otro tenando . Vemos claramente como Jesús nos confía su secreto como lo hace usted

Anónimo dijo...

otra mujer se casa hoy con Jesús en Lerma , esta vez una mujer arquitecto , espero que sus proyectos salgan del convento y vuelen por el mundo , sus sueños sus ilusiones cuando empezó sus estudios debían ser inmensos como su amor a Jesús .
Ella quizá vuele algún día a visitar países lejanos , ella puede ser que algun día visite Roma ...pero ambas cosas me parecen poco probables .
Su ayuno y su sacrificio no puede pasar desapercibido para Dios

Anónimo dijo...

Regina coeli
lartare, aleluya.
Quia quem meruisti
portare, aleluya.
Rsurrexit, sicut dixit,
aleluya.
Ora pro nobisDeum´
Aleluya

Anónimo dijo...

los que estáis llegando a duras penas a final de mes y lleváis días comiendo un poco de arroz , sabedlo , el Señor mira vuestros esfuerzos.
Los que habéis apagedo la calefacción y el agua caliente hace días porque cuesta , los que trabajáis con luces de velas , los que vendéis la farola , si os la compran , los que dormís sobre los adoquines mojados de la acera , los que aún así sonreis , sabedlo , San Francisco de Asis intercede por vosotros.
Las que estáis embarazadas y hambrientas , y aún así os dejáis comer por el niño de vuestras entrañas , sabedlo María os protejerá para que nadie pueda romper vuestro esfuerzo y el niño que deis a luz será un santo porque María está con él , vosotras , que no tenéis para maquillaje ni pantis sois la sal de la tierra y lleváis en vuestro seno la luz del mundo

Eduardo dijo...

Amigos del “blog”, el ayuno no es tanto un esfuerzo humano, MONICA nos compartes y citas lo del pasaje del ayuno de Jesús en el desierto por 40 días y 40 noches, pero si lees el pasaje Él es llevado después de cumplir con el Bautismo de Juan y él ve el Espíritu Santo Bajar en forma de paloma si notas dice el Espíritu lo lleva al desierto y después dice cuando sintió hambre fue tentado. No soy ningún teólogo pero en mi experiencia personal el ayuno si requiere de una voluntad la de hacer la de Dios, pero son inspirados por el Espíritu Santo y cuando es así no cuesta, porque se hace por amor.

Dios le bendiga.

Anónimo dijo...

En mi IGNORANCIA y guiada por mi propio Espíritu, hice mi primer ayuno y de tres días seguidos; lo inicié un viernes santo y lo terminé el domingo de Gloria y sin probar ni una gota de agua, menos sólidos...El día primero lo pasé fatal, me dolía la cabeza y me aguijoneaba el estómago, el segundo, fue mejor, no sentía mucho malestar y el tercero...me sentía casi en las nubes...¡MUY BIEN!. Durante los tres días me dediqué a la oración y sobre todo, a la lectura de la PALABRA.
Hay quienes hacen de una semana, y sé de uno que hizo 41 días sin líquidos ni sólidos también...

Anónimo dijo...

Anónimo de las 13.26: si se tiene a JESÚS por MARIDO,¿qué importa la profesión?; todo ya es vanidad de vanidades. Hay que dejarlo todo para encontrar al TODO y cuanto más se deja por Ël, más feliz nos hace...

Manuel Montes dijo...

Yo aprendí el valor del ayuno tras la lectura del libro 'Sáquenos de aquí"'de María Simma. Hago lo que puedo cuando puedo, que es menos de lo que debería.

Me gustaría iniciar una reflexión. Cuando se dice que ayunar nos lleva a desear más las cosas del cielo, yo pregunto ¿quien sabe como son las cosas del cielo? Sólo quienes allí habitan. En la Santa Biblia se habla de que habrá resurrección de la carne, y se menciona en reiteradas ocasiones que gozaremos del banquete de bodas. A Jesús mismos le gustaba compartir comida con sus discípulos, y con pecadores. ¿Tal vez degustar comida creada por Dios para todos su hijos no será algo que hagamos en El Cielo? Tras la lectura del libro El Cielo, del protestante Randy Alcorn, tengo dudas acerca de si lo que ocurrirá en el fin de los tiempos es una redención de Dios sobre su creación, que se apartó de Él cuando aceptó el pecado. Tal vez entonces comer en compañía de nuestro Señor Jesucristo sea motivo de fiesta. ¿Qué os parece?

mrswells dijo...

Con los ejemplos que poneis hoy me siento tan avergonzada y humilde...

Anónimo dijo...

Y duro con mortificar la carne!.

No, primero, la tirada del ayuno sirve para aligerar el estómago, y con eso se aligera también la mente, se agudiza, lo que ayuda mucho si queremos enfocarla en cosas del espíritu. Con un estómago sobrecargado lo que hay es una mente embotada.

Segundo, el ayuno ayuda como una manera para ejercitar el autocontrol sobre uno mismo, lo que resulta bueno para el espíritu.

Tercero, resulta beneficioso para la salud dejar descansar el sistema digestivo cada cierto tiempo.

Y Eduardo, por favor, déjate de decir tonterías con eso de: “y la finalidad es mortificar la carne”. Lo importante está en el desarrollo del autocontrol sobre nosotros mismos en beneficio del espíritu. Además, no seas tan rollero, ¿no sería más importante poner la atención en los que verdaderamente sufren hambre, en vez de verte el ombligo “automortificándote” para luego sentirse en el quinto cielo, ganador de no sé cuantos meritos espirituales, ganador del amor de Dios si no desayunaste dos días?

Encuentro más edificante si se ayuna, tratar de ponerse en los zapatos de los que verdaderamente sufren hambre y saber en carne propia, aunque sea de manera muy limitada, lo que sufren. Deja de pensar en la auto-mortificación como un bien en sí (que no le veo ninguno) y piensa más en los demás.

Eduardo dijo...

Amigo MANUEL MONTES, es bueno para nuestra salud espiritual el reflexionar sobre estos temas, sin embargo no es solo una reflexión, si la misma no se lleva a la práctica se quedará ahí, sin embargo si eso se lleva a la práctica entonces podremos palpar con nuestra vivencia,

1. Las cosas del cielo quién nos las puede revelar, el Espíritu Santo, pero Pablo dijo ni lo que el ojo vio y el oído oyó es lo que el Señor tiene preparado para los que le aman.

2. La clave de todo está en el amor, dijo un sacerdote creo que se llama Jorge Loring es un español que las tres virtudes teologales la Fe, Esperanza y el Amor o caridad llegarán con nosotros a la puerta del cielo, pero solo entrará el amor, ya que allá no se necesitará de la fe y la esperanza eso no es más que una reafirmación de lo que san Pablo dijo si tuvieras fe para mover montañas y no tienes amor de nada te servirá.

El primero en resucitar ha sido Jesús y lo hizo como será en su cuerpo natural, pero en una dimensión que es un misterio para nosotros.

Por ejemplo Lázaro fue resucitado, pero volvió a morir.

¿Cómo podremos descubrir el reino de Dios en nuestra vida?, cuando en nuestro corazón que no es el musculo que bombea sangre, sino el centro de nuestros sentimientos, existe paz, una paz que el mundo no conoce, se manifiesta cuando en medio de grandes tribulaciones la experimentamos, Jesús lo dijo, el Reino de Dios es de paz, que nos lleva a un gran gozo, por ello muchos santos mártires iban al cadalso cantando, eso es imposible para un hombre, esa incoherencia aparente es un fruto de esa paz, que procede del Espíritu Santo y es un regalo para los que viven gracia.

Bendiciones

Anónimo dijo...

monse

este mensaje va para paco, amigo del blog, hola paco he leido que tu eres de málaga, no, pues yo también soy de malaga capital y te envio un saludo

Eduardo dijo...

Estimado amigo ANONIMO:
El que no estéis de acuerdo con mis vivencias, no te da derecho a decirme tonto, yo nunca lo haría contigo, el signo de un cristiano no es la moralidad, como piensan algunos, sino ponerse en los zapatos de esos que no tienen nada, y llevarles un pedazo de pan, por mis actos es a mí a quién van a pedir cuentas no a nadie más.

Que Dios te bendiga

Paco dijo...

Gracias MONSE. Eadem idem. Un saludo muy cordial, paisana.

Toñi dijo...

P. Fortea ¿Dónde está tomada la foto? Muchas gracias