Fiesta nacional de Italia

16 comentarios:

M.Carmen dijo...

jejejjeje. De la experiencia se aprende.
Yo añado, que tampoco soy fan del chocolate

mrswells dijo...

A mi me parece que los que mejor se lo pasan en los desfiles son los que desfilan, pero se lo merecen, no?

oigan, al que puso ayer lo de @Como Agua para chocolate' me encanto , que no lo habia visto en cine. Grazzie

Paco dijo...

Fortea, si Vd. acabó harto de desfiles, imagínese la familia real española.

Paco dijo...

Lista de masones, lista de cabrones.

Paco dijo...

Hace unos minutos que he acabado de echarle un vistazo a la "lista roja del patrimonio nacional".

Es una verdadera lástima el ver cómo preciosas edificaciones monásticas y militares se están viniendo abajo. Maravillosos conventos y castillos, construidos con toda la ilusión del mundo por los personajes de épocas pasadas, están dejados de la mano de Dios, prestos a la expoliación vandálica y demás actos ofensivos contra nuestro patrimonio.

Ya no sé qué pensar, si hicieron más daño los franceses con el saqueo en tiempos de ocupación, los vándalos y ladrones, o los políticos de hogaño con sus premisas masónicas de no aportar nada para la conservación de estas maravillas. No señor, antes le endosan a Almodóvar un suculento cheque para que haga una película vulgar de tintes feministas. ¿Es que la historia de nuestro país, va a limitarse en épocas contemporáneas a este tipo de eventos? Si por mí fuera, dedicaría varias horas en algún domingo, devolverle la vida a estas joyas, maravillas de nuestra historia. No lo olvidéis, somos españoles, el pueblo con más historia de toda Europa, más que Grecia e Italia en muchas facetas.

Paco dijo...

http://es.wikipedia.org/wiki/Lista_roja_de_patrimonio_en_peligro_%28Espa%C3%B1a%29


Qué lástima, Dios mío, qué lástima...

Agata Cristy dijo...

Hola,

Anónimo 5 junio 04:40:

Me ha encantado ver estos minutos finales de esta gran película "Como agua para chocolate". Es una película sobre un amor imposible y es muy romántica con algunos toques surrealistas.

Rocio dijo...

Pues los desfiles que me gustan (evito las aconglomeraciones, son peligrosas) son esos que se ven en television y que tocan unos tipos de Escocia o de Irlanda unos instrumentos que les llaman "gaitas" o que se yo... Ellos llevan falda de cuadros, por ser ese el traje tipico de su pais y la musica aquella es hermosa.

En cuanto al chocolate, puede seguir existiendo que a mi no me llama la atencion. Lo mio es lo frito y todo aquello que come Paco los fines de semana... Por eso no frito y por eso me desquito con Paco regagnandolo cada que puedo, creo que siento por el una "santa envidia" (esto no existe, la envidia nunca sera santa, pero quise usar este termino, por tratarse de Paco).

En fin, pobre Padre, el y el chocolate, el chocolate y el, hasta que la muerte los separe.

Rocio

Gabriel dijo...

Es la segunda chica colombiana que conozco que de manera entusiasta me dá su teléfono y pasado unos días, no se sabe por qué misterio oculto, la llamas y ni te responde ¿?.
Estas chicas son muy monas y muy femeninas, además bailan y se mueven de infarto, pero me dá que son más cambiantes que las nubes.
No sé, no sé.
Si al segundo intento no me coge el teléfono se acabó.

Volveremos al triste y previsible mundo de la soltería.
¡ Hay que ver qué mal carácter que da eso de ser alone, aunque digan que da morbo !
No sé, no sé.

Gabriel dijo...

Por cierto Brucín, ¿por dónde andas que no se te ve el pelo desde que fuiste a Sevilla?.

Espero que no te hayas enfadado por mis preguntas sobre el encuentro con Marija, era para exprimirte cual limón.

Saludos.

Paco dijo...

Pues más envidia que me vas a tener, ROCIO. Te diré tan sólo una cosa: el aceite de oliva está más barato en España que donde vives. Toma fritos!!!
Además, la aceituna no es transgénica, que yo sepa.

Hala, vosotros los americanos a darle al aceite de girasol y de maíz transgénico.
Chincha Marina, chincha morcilla...

Paco dijo...

En los EEUU hay mogollón de gente con sobrepeso.

Hala, a comer cosas sanas y no tanto producto de Monsanto & Co.

Los que mejor se lo montan con esto de la comida, son los chinos. ¿Habéis visto alguna vez un chino con quilos de más?

Sus restaurantes, serán una porquería, pero la comida de la trastienda, una maravilla. Tienen la mejor cocina. Desde luego, que son unas mentes preclaras, y tanto es así, que nunca se sabe lo que piensa un chino, como dijo J. Wayne una vez.

María Clara dijo...

¡Qué ensalada tan hermosa!Con los colores de la bandera de Italia.Se parece al blog...pasamos de un tema a otro con mucho orden.Todavía no me he repuesto de los comentarios de los últimos días.El Padre pone el dedo en la llaga y después nos da una de chocolates.
Castillos y almas en ruinas,menos mal que estamos en junio, mes del Corazón de Jesús,único que nos restaura a fondo.

Anónimo dijo...

¡Fiesta nacional de Italia y yo con estos pelos!
Jon

Gabriel dijo...

Siempres serás bienvenido, aquí (una pequeñísima e indigna iglesia, por ser católicos los que escribimos)y en la Iglesia Católica Apostólica y Romana, más cercana en tu barrio.

Pero no puedes tener esa aptitud de enrocarte en tí mismo, debemos ser humildes si de verdad queremos encontrarnos con Cristo, no con el de nuestra imaginación que nunca nos lleva la contraria.

Por eso existe la Iglesia, para no imaginarnos la figura de Cristo a nuestro modo y entender, sino para encontrarnos con Él de forma objetiva y real.

Dios adoptó forma humana, y hoy el método sigue siendo el mismo, adopta la humanidad nuestra, la humanidad de la Iglesia para llegar al mundo entero (incluido tú).

Entre los apóstoles también Judas pensaba que las cosas debían hacerse de diferente forma.

Todos pensamos que las cosas deberían ser de distinta manera, en nuestra vida, en los demás, en la Iglesia, con nuestros amigos, incluso pensamos que el problema somos nosotros mismos por ser como somos.
Todos son engaños del Maligno que al igual que en el principio de los tiempos, nos sigue susurrando al odio: "seréis como dioses".

No hagas caso a esas voces.
Sigue entrando en este blog.
No te quedes sólo con tu opinión y con tus voces internas.
La Verdad está ahí fuera y te está esperando.
Bienvenido a tu Iglesia romana.

PD: ¿Has visto en la foto del post de hoy el tipo de liturgia eucarística que está celebrando el padre Fortea?
¿Qué casualidad verdad?
Pues esa casualidad es un signo claro para tí.
Medítalo.

Gabriel dijo...

Daniel, no confío en los hombres pero Dios se hizo hombre por algo.
Para que a través de un modo carnal, como nosotros somos, pudiésemos llegar a Dios a través de la carne y sangre de Cristo, a través de su humanidad que era además su divinidad.

¿Y cómo habla Cristo hoy?
Pues a través de la carne de la Iglesia, es decir, a través de la historia que hizo con Abraham, a través de su pueblo elegido Israel, como pedagogía para reconocerLe cuando llegase en la plenitud de los tiempos, y ahora habiendo habitado entre nosotros, habiendo muerto y Resucitado...
¿Como nos sigue hablando hoy hasta el fin de los tiempos cuando recupere la creación entera y la devuelva al Padre?
A través del Papa (este y los anteriores) a través de los obispos (estos y todos los de la historia de la Iglesia), a través de los curas, de los laicos, de los santos, de todos los que formamos el pueblo de Cristo bajo la unidad guiada por Pedro.
Es decir a través del Magisterio y Tradición de la Iglesia.

Porque nosotros los católicos, (no sé tú que eres protestante aunque te creas que no), pensamos y creemos que a pesar de nuestra humaniad, de nuestros fallos, errores o aciertos, pecados y actos santos, crímenes cometidos y martirios sufridos, a pesar del riesgo que supone dejar la Salvación del mundo en manos humanas (Cristo lo decidió así, no nosotros), la Iglesia es Santa y en Élla actúa Dios a través del Espíritu Santo.

¿Cuál es el mayor enemigo que tiene la Iglesia actual?
Yo
¿Cuál es la peor apostasía?
La mía, la de todos los días cuando pienso o actú como si Dios no fuese realmente Quien Él es.
¿Por qué?
Porque en lugar de ofrecer mi vida por la santidad de la Iglesia y para la salvación del mundo, por ahora sólo tengo pecados, miedo, angustia y miseria que entregar a Cristo.
Porque todavía habita en mí el hombre viejo pero con la Esperanza del Espíritu Santo de que Él vencerá y vence siempre.
Y así lo experimento y lo creo a través del Sacramento de la Penitencia

¿Y qué puedo hacer frente a tus consejos después de esta experiencia vital que te cuento?
Pues acudir agradecido, con un agradecimiento que no se puede expresar con palabras, a mi Santa Madre Iglesia para decirla: gracias, gracias y setenta mil veces gracias por acogerme siempre como tu hijo legítimo.

Esta es mi experiencia y mi sentir, por eso soy fiel a Pedro, por puro agradecimiento.

Si a tí Cristo o la Virgen te hablan en sueños, o se te aparecen en la cocina, acude de nuevo a tu Santa Madre la Iglesia Católica y recupera tu confianza en Élla... y eso sí, confíésate y solicita la ayuda de un exorcista.